Mejor Amplificador Wifi

Modelo
💰MEJOR PRECIO
🏆TOP VENTAS
✅RECOMENDADO
Imagen
TP-Link AC1200 - Extensor de Red WiFi Inalámbrico, 1200 Mbps con Puerto Ethernet y Doble Banda 5G & 2.4g Hz, Blanco (RE305)
Netgear EX3800 Repetidor WiFi AC750, amplificador WiFi doble banda, toma de enchufe, puerto LAN Gigabit, compatibilidad universal
TP-Link RE450 Extensor de Rango de Repetidor WiFi de Banda Dual Universal, 3 Antenas Externas, Puerto Gigabit Ethernet, AC1750, Modo AP Compatible
TP-Link RE580D - Extensor de Red WiFi/WiFi Booster (AC1900 Mbps, Beamforming, 5 Puertos Gigabit, procesador de Doble núcleo a 1 GHz, botón LED) Color Negro
Netgear EX6200-100PES - Extensor de Red WiFi Dual Band AC 1200 Mbps con 5 Puertos Gigabit, Color Negro y Rojo
Valoración
Wifi AC
Max. velocidad
1.200 Mbps
750 Mbps
1.750 Mbps
1.900 Mbps
1.200 Mbps
Puertos LAN
1
1
1
5
5
Enchufes
1
💰MEJOR PRECIO
Imagen
TP-Link AC1200 - Extensor de Red WiFi Inalámbrico, 1200 Mbps con Puerto Ethernet y Doble Banda 5G & 2.4g Hz, Blanco (RE305)
Precio
Valoración
Opiniones
Wifi AC
Max. velocidad
1.200 Mbps
Puertos LAN
1
Enchufes
Precio
Imagen
Netgear EX3800 Repetidor WiFi AC750, amplificador WiFi doble banda, toma de enchufe, puerto LAN Gigabit, compatibilidad universal
Precio
Valoración
Opiniones
Wifi AC
Max. velocidad
750 Mbps
Puertos LAN
1
Enchufes
1
Precio
🏆TOP VENTAS
Imagen
TP-Link RE450 Extensor de Rango de Repetidor WiFi de Banda Dual Universal, 3 Antenas Externas, Puerto Gigabit Ethernet, AC1750, Modo AP Compatible
Precio
Valoración
Opiniones
Wifi AC
Max. velocidad
1.750 Mbps
Puertos LAN
1
Enchufes
Precio
Imagen
TP-Link RE580D - Extensor de Red WiFi/WiFi Booster (AC1900 Mbps, Beamforming, 5 Puertos Gigabit, procesador de Doble núcleo a 1 GHz, botón LED) Color Negro
Precio
Valoración
Opiniones
Wifi AC
Max. velocidad
1.900 Mbps
Puertos LAN
5
Enchufes
Precio
✅RECOMENDADO
Imagen
Netgear EX6200-100PES - Extensor de Red WiFi Dual Band AC 1200 Mbps con 5 Puertos Gigabit, Color Negro y Rojo
Precio
Valoración
Opiniones
Wifi AC
Max. velocidad
1.200 Mbps
Puertos LAN
5
Enchufes
Precio

Factores a tener en cuenta antes de comprar un amplificador wifi

1. Estándar WiFi

Cuando usted desea comprar un amplificador WiFi para mejorar la cobertura del router en casa, es esencial como primer paso comprobar exactamente qué estándar WiFi tiene el router. Esto es particularmente importante porque, si el estándar de su router no es soportado por el repetidor de su elección, los dos dispositivos no podrán comunicarse entre sí: en resumen, habrá hecho una compra inútil.

Afortunadamente, muchos de los últimos modelos de repetidores WiFi soportan una amplia gama de estándares WiFi lo suficientemente amplios como para ser considerados universales, es decir, compatibles con cualquier router. Sin embargo, tenga cuidado: un repetidor actualizado a 802.11a/b/g/g/n no se comunica, por ejemplo, con un enrutador «ac» de última generación que no soporte los estándares anteriores. Si desea un repetidor verdaderamente universal, listo para dialogar con cualquier router que tenga en casa, asegúrese de que la gama estándar está completa, es decir, 802.11a/b/g/n/ac.

Asimismo, es importante adquirir un repetidor WiFi que reciba y transmita datos de las mismas frecuencias utilizadas por el router. Las frecuencias utilizadas siempre dependen de los estándares WiFi soportados, por lo que incluso con un repetidor universal ya estarás seguro de tener un dispositivo compatible. Si tu enrutador es de Banda Dual, y usa las bandas de 2.4 y 5 GHz, también necesitarás el repetidor WiFi y la Banda Dual, de lo contrario una de las dos frecuencias se perderá (normalmente la frecuencia más rápida, 5 GHz). Del mismo modo, si usted tiene un enrutador de Banda Única, que sólo transmite en 2.4 GHz, no necesita un repetidor de Banda Dual: por lo tanto, puede comprar un repetidor WiFi de Banda Única, que es bastante barato, y estar perfectamente satisfecho con él.

Por último, también debe tener en cuenta la velocidad global de transferencia de datos de un repetidor WiFi. Debemos especificar inmediatamente algunas cosas: en primer lugar, un discurso que también se aplica a los routers y módems WiFi, la velocidad general que encontrará indicada entre las especificaciones técnicas de un repetidor WiFi no corresponde a la velocidad máxima de transferencia de datos que el dispositivo puede alcanzar. Esto se debe a que la velocidad indicada por los fabricantes indica más bien el volumen total de datos que un repetidor puede manejar simultáneamente, aprovechando las frecuencias que tiene disponibles y de acuerdo con los estándares WiFi que soporta. Por esta razón, por ejemplo, en un repetidor Dual Band encontrará el volumen de tráfico sostenible para cada frecuencia, que sumará la velocidad total.

En segundo lugar, hay que tener en cuenta que un repetidor WiFi utiliza aproximadamente la mitad del ancho de banda que tiene disponible para recibir la señal WiFi, y la otra mitad para retransmitirla: por este motivo la velocidad real es siempre inferior a la declarada, y siempre inferior a la que se alcanza cuando se está cubierto por la señal «original» de tu router. Este detalle debe ser considerado si, por ejemplo, su repetidor WiFi debe permitirle jugar en línea o ver películas en streaming: en este caso, usted debe optar por un modelo de alta gama, alta velocidad y Dual Band.

No olvidemos que el punto de instalación del repetidor WiFi es fundamental para una correcta y satisfactoria extensión de la señal: hay que tener en cuenta que el repetidor recoge y retransmite la señal a medida que la recibe. Es decir, si usted coloca su repetidor en un área de la casa donde la señal del router es ya muy débil, lo que el repetidor transmitirá también será una señal débil. Por este motivo, es ideal para instalar un repetidor WiFi en una zona donde la señal del router sea al menos de media potencia.

2. Funciones

En segundo lugar, necesitamos considerar las características que tiene un repetidor WiFi, ya que pueden ser útiles dependiendo del tipo de tráfico de datos que producimos y las características de nuestra red doméstica. Un repetidor WiFi puede operar en tres modos diferentes, dependiendo del modelo y el rango de precios.

Sólo amplificador wifi

Los modelos más sencillos de repetidor WiFi están diseñados para realizar sólo esta tarea: recoger la señal inalámbrica del router WiFi y transmitirla de vuelta, con el fin de ampliar su alcance. Este tipo de repetidor es generalmente muy pequeño y barato y usted puede simplemente instalarlo directamente en una toma de corriente. Este tipo de dispositivo es la opción correcta si necesitas ampliar tu cobertura WiFi en casa.

Punto de acceso

Muchos modelos de repetidores WiFi, incluso los económicos, están equipados con un segundo modo de funcionamiento llamado «Access Point», o «punto de acceso». Cuando se utiliza en este modo, el repetidor WiFi no recoge y retransmite la señal del enrutador, sino que crea acceso WiFi a la red doméstica donde falta. Por ejemplo, puede conectar un punto de acceso WiFi a un enrutador inalámbrico para transformarlo en un enrutador WiFi, o conectar el punto de acceso a un televisor inteligente para equiparlo con un transmisor WiFi para conectarlo de forma inalámbrica a su módem/enrutador en casa.

Puente

Un tercer modo de uso, sin embargo, perteneciente a los modelos de gama alta, más voluminoso y de sobremesa, es el llamado «puente». En este caso, se pueden conectar diferentes dispositivos cableados como televisores inteligentes o impresoras a un repetidor WiFi, gracias a la presencia de un buen número de puertos de red en el dispositivo. Los dispositivos conectados de esta manera se conectan a la red doméstica a través de la conexión WiFi del repetidor, haciéndolos accesibles a todos los dispositivos de la red.

También debemos recordar que un repetidor WiFi está equipado con un panel de control remoto, muy similar al de un módem/enrutador WiFi, que puede darnos acceso a una serie de funciones, especialmente en lo que se refiere a la gestión del acceso a la red doméstica.

Casi siempre, este tipo de dispositivo nos permite visualizar los dispositivos conectados a la red: las posibilidades ofrecidas suelen incluir la inhibición de acceso a los dispositivos seleccionados y, a menudo, la programación del tiempo de funcionamiento de un repetidor.

En algunos casos, cuando se trata de modelos de gama alta, también hay características QoS (Quality of Service) que le permiten establecer, con un nivel de detalle más o menos preciso, qué tipo de tráfico debe tener prioridad sobre otros.

Invariablemente, todos los repetidores WiFi están equipados con Wi-Fi Protected Setup (WPS), un procedimiento de conexión simplificado con su enrutador doméstico y dispositivos inalámbricos. Aunque esta característica facilita enormemente la instalación de un repetidor WiFi, su seguridad no es la mejor, por lo que le recomendamos que siempre conecte el dispositivo manualmente a su router, utilizando el panel de control.

3. Antenas

Otro detalle a tener en cuenta al comprar un repetidor WiFi son las antenas con las que está equipado. De hecho, le recomendamos que se encargue de la ubicación de las antenas, ya sea que se encuentren fuera del repetidor o integradas en él, y cuántas de ellas son.

Los repetidores con antenas externas son siempre preferibles: pueden estar orientados e inclinados en diferentes direcciones, una característica importante para permitirle experimentar con su posicionamiento hasta encontrar la cubierta ideal. Esta posibilidad es claramente inexistente para los dispositivos con antenas integradas, que a menudo resultan ser incluso menos potentes que las antenas externas.

En cuanto al número de antenas, siempre encontrará repetidores de al menos dos y hasta cuatro. El número de antenas es importante porque su función es de transceptor: cuantas más antenas haya, mayor será el volumen de datos que un amplificador WiFi puede manejar simultáneamente. Si se tiene en cuenta lo que hemos dicho antes, con respecto a la velocidad de transferencia y el uso del ancho de banda para recibir y repetir la señal, se hace evidente la importancia de tener un buen número de antenas.

También en este caso recordamos que los amplificadores con antenas integradas apenas tienen más de dos, mientras que los modelos con antenas externas pueden tener más.

4. Puertos

Por último, le recomendamos que considere cuántos puertos están presentes en el amplificador WiFi que está a punto de comprar, especialmente si cree que también puede servir como punto de acceso. Los modelos más sencillos, aquellos que sólo funcionan como repetidores de señal, carecen de puertos LAN y USB, y esto es compatible con el uso de repetidores «puros».

Sin embargo, ya hemos mencionado que muchos modelos, incluso en el rango económico, ahora también soportan el modo de punto de acceso, por lo que en estos modelos normalmente se pueden encontrar al menos uno, máximo dos puertos de red.

Como dijimos, los dispositivos con cable sin conectividad WiFi incorporada pueden conectarse a los puertos de red para que puedan habilitarse para la conectividad inalámbrica. Los puertos de red que se pueden encontrar en un repetidor WiFi pueden ser más o menos rápidos: típicamente los modelos más baratos tienen puertos Fast Ethernet con una velocidad de transferencia máxima de 100 Mbps, mientras que los modelos de gama media y alta tienen casi exclusivamente puertos Gigabit Ethernet con una velocidad pico de 1 Gbps.

En los modelos superiores, más complejos, también se pueden encontrar puertos USB: son útiles para su uso en modo bridge y, por lo tanto, para conectar dispositivos sin conector Ethernet. Este es el caso, por ejemplo, de algunas impresoras y discos duros externos que desea compartir a través de la red.

También en estos casos, el tipo de puertos USB puede ser el antiguo tipo 2.0 o el más moderno tipo 3.0, cuya velocidad de transferencia de datos es más de diez veces superior a la del estándar anterior.

Otros factores a tener en cuenta a la hora de elegir un repetidor WiFi

¿Son importantes los materiales?

En el caso de repetidores WiFi, los equipos de fábrica no son una parte esencial de la compra. Más allá de las partes electrónicas internas, la cubierta exterior es siempre de plástico y las antenas también están hechas del mismo material. El diseño y las dimensiones del repetidor WiFi, que puede ser sustancialmente de dos tipos, obviamente cambian. Existen los modelos más sencillos, compactos y económicos que se pueden conectar directamente a una toma de corriente, mientras que los modelos más complejos se parecen a un router o módem WiFi, por lo que son más pesados y deben instalarse en un estante o, en algunos casos, fijarse a la pared.

¿Es importante la marca?

En el caso de los productos informáticos como los repetidores WiFi, la marca por sí sola ya puede decirnos qué tipo de producto estamos considerando. Marcas como TP-Link o NetGear, por ejemplo, se especializan en la producción de productos de gama media-baja, generalmente baratos pero extremadamente fáciles de usar. Otras marcas como Asus, por otra parte, se centran en productos de entretenimiento más especializados diseñados para manejar el alto tráfico de datos generado por el streaming de audio/vídeo y juegos online. Una marca emergente en conectividad inalámbrica es AVM, cuyos productos se caracterizan por una excelente relación calidad-precio y atención a las últimas tecnologías.

¿El precio es importante?

La regla general también se aplica a los repetidores WiFi es que el aumento de la complejidad y sofisticación del producto también aumenta su precio. El precio de un repetidor WiFi puede variar desde unos 20 € hasta más de 200 €, y por supuesto los dos extremos del ventilador son modelos muy diferentes. Los modelos económicos son típicamente repetidores WiFi «puros», es decir, sin ninguna funcionalidad adicional, que se instalan directamente en la toma de corriente. Las luminarias más caras son más voluminosas, para ser instaladas en la mesa, con funcionalidades de puente y punto de acceso. Suelen tener tres o cuatro antenas externas y ofrecen más controles de gestión del tráfico.

Podemos resumir los rangos de precios y las características relacionadas con los amplificadores WiFi actuales de la siguiente manera:

  • Bajo rango de precios: 20-30 €, velocidad total 300 Mbps o menos, banda única, repetidor solamente, dos antenas internas.
  • Precio medio: 30-80 €, velocidad total 750-1200 Mbps, Dual Band, también punto de acceso, dos a tres antenas externas.
  • Gama de precios alta: > 100 €, velocidad total 1900-2200 Mbps, Dual Band, también punto de acceso y/o puente, tres a cuatro antenas externas.

Preguntas Frecuentes

📡 ¿Qué es un amplificador Wifi?

Un amplificador Wifi es un dispositivo, que, como su propio nombre indica, sirve para amplificar la señal WIFI de nuestro router principal para que llegue mejor a todos los espacios.

🚫 ¿Cuándo debemos comprar un amplificador WiFi?

Si notas que la señal wifi no llega a todas las estancias de tu casa o espacio de trabajo es probablemente porque tu router no es suficientemente potente para distribuir la señal en todas partes, por eso es necesario instalar un amplificador WIFI.

🔧 ¿Es complicado instalar un amplificador Wifi?

Normalmente la instalación de un amplificador de la señal WiFi es una tarea sencilla y suele venir muy bien indicado en las instrucciones del amplificador que elijas

¿Cuáles son los mejores amplificadores Wifi del mercado?

Si estás leyendo esto probablemente sea porque estás navegando en busca de un amplificador wifi, has llegado al sitio adecuado, aquí te contamos todo acerca de los amplificadores WIFI y te contamos cuales son para nosotros los 5 mejores del mercado después de haberlos probado.

5️⃣¿Cuáles son las mejores marcas de amplificadores Wifi?

Como en todos los aparatos de tecnología, la calidad importa en los amplificadores wifi, por lo que antes de comprar debemos asegurarnos que estamos comprando de una marca de confianza que tenga una buena reputación y que nos de garantía de calidad.

¡Haz clic para puntuar esta guía!
(Votos: 2 Promedio: 5)

NOTA: Toda la información de los productos en Amazon.es se actualiza diariamente.

TodoMejores